Relación Madre e Hija

Mamía

Por: Maribel Belaval, el 06 de mayo de 2009, 06:33 AM

La relación madre-hija es intensa. Las madres estamos ahí, con amor
incondicional hacia ellas, en medio de ese torbellino de búsqueda de
identidad propia. En medio de sus cambios hormonales,  primeras
decepciones amorosas e inseguridades con su cuerpo. En medio
de la necesidad de pertenencia a su grupo de amigas, a veces
inconsecuentes. A cualquier madre que le pregunten cómo es la relación
madre-hija dirá: "compleja, pero gratificante".

Existe una dinámica de tensión "normal"  entre
los anhelos de libertad de nuestras hijas y las restricciones dentro de
los parámetros razonables de nuestros valores como adultas
responsables. Nosotras, sobreponiéndonos al apego materno, vamos
soltando las amarras y creciendo junto a ellas, dándoles el apoyo para
que desarrollen su propia identidad. La crianza nos reta a manejar
nuestros propios demonios internos de miedos e inseguridades y aprender
a negociar, ganar/ganar para ambas.

Somos las madres quienes,,
con nuestra confiabilidad y madurez, mantenemos abiertos los canales de
comunicación, cuando nuestras diferencias generacionales chocan. Con la
esperanza de que nos comprenderán más cuando maduren, es que podemos
mantener el equilibrio durante las altas y bajas, de una relación de
tanto contenido emocional.

La relación madre-hija es una
relación con un propósito bien definido: hacer de nuestras niñas,
mujeres bien integradas: únicas, libres para amarse y amar a los demás. Si queremos  mejorar la relación con nuestras hijas es necesario:

Buscar información de la etapa de desarrollo en que están, para comprenderlas mejor  y para tener expectativas reales de la relación, de acuerdo a la edad.

Fortalecer todo lo genuino, único y  natural que hay en ellas para que se integren, sintiéndose bien con ellas mismas.

Ser flexibles, dejando el hábito de evaluar y juzgarlas a ellas, a sus amigas y a su mundo, diferente al de nosotras.

Sacar el tiempo esencial para apoyar y participar en sus actividades

Modelar un estilo de vida equilibrada donde nuestras hijas se sientan seguras y escuchadas, sin sobre reacciones cargadas de manipulaciones.

Aprender a decir lo siento y que ellas sepan que no somos perfectas, que somos vulnerables y que las amamos mucho.

Liberar nuestro estrés con  conductas de auto cuido, para no  desplazar por ellas,  nuestras inseguridades y frustraciones.

Buscar ayuda profesional para manejar conflictos insalvables, con el diálogo sincero.

En
mi relación con mi hija, he aprendido a ser mejor persona para ser
mejor madre. He reído, llorado, crecido y rezado mucho, ajustándome a
los retos durante los diferentes cambios, en cada etapa de su
crecimiento.  Hoy me acerco a ella todavía en plena evolución, abierta
y dispuesta a seguir aprendiendo  a ser "mamá" de mi hija adulta, ya
madre también. Siempre respetando nuestras diferencias, pero quedándome
emocional y espiritualmente unida a ella con mi amor incondicional.

Para
muchas mujeres, el ser madre no es parte de su proyecto de vida. Para
las que hemos escogido vivir esa experiencia, aún reconociendo la
complejidad de esa  profunda conexión, si nos preguntan si vale la pena
ser madre, diremos: "si".

Al recordar la relación madre-hija
con mi mamá (q.e.p.d.), reconozco su legado de valores duraderos que
son hoy las raíces de mi tronco familiar. Su estilo de vida  de  
compromiso de amor y su fortaleza,  son su legado para yo pasarlo a mi
hija.

Le dediqué a ella uno de mis practilibros: "Gracias por
la entereza de carácter que sembraste en mí". La recuerdo con un
entrañable cariño, admiración y  agradecimiento. Cuando llegaron los
nietos, escogieron un nombre que recogía el amor y la entrega que su
abuela les profesaba: Mamía. 

¿Si eres mamá de una hija, que quieres que ella aprenda de ti?

                                                     LINK:  http://www.mipropiaterapia.com

About these ads
Esta entrada fue publicada en Blogs. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s